.

.

lunes, 2 de enero de 2012

Así me expreso.

Tanto escribir, tanto premio, tanta entrada, tanta mierda... ¿para qué? Si a la hora de la verdad no soy capaz de expresar lo que realmente siento. Pero es importante para mi. Demasiado. Me desahoga mucho. Es mi método. Así que habrá que sacarle partido. Si lo pensamos bien, la vida es como un cuento. Con sus capítulos... O como un blog. Con sus entradas buenas y malas, largas y cortas, sus recuerdos, sus sentimientos, su personalización propia, las fotos perfectas, la música precisa... se podría decir que tengo que empezar a sacar el blog que llevo dentro. Yo, tú y todos. Pero no aquí, que es muy fácil, sino a la hora de la verdad. Hacer de esos momentos, en los que hay que soltarlo todo, una buena entrada. Precisa, clara y concisa. Imaginación en el momento preciso. Imagínatelo. Será más fácil. Avanzaré.

No hay comentarios:

Publicar un comentario